miércoles, 27 de agosto de 2014

Maquillaje y compritas low cost. Parte III

 
 
¡Ay!, que se acaban las rebajas, los chollos, los low cost, las gangas,... ¡¡Y yo con estos pelos!!, ejem, digo, yo con poco dinero...
 
 
Pero no, señores, todavía nos queda hablar de las últimas compritas. La tienda estrella. La tienda estratégicamente colocada. La "perdición", como la llaman algunos. La "tentación", como la llaman otros. Bueno, esto me lo he inventado pero queda muy bien y le da un toque de tensión a la lectura, oiga.

 
Esta tienda (no podía ser de otra manera) está colocada justo al lado de la puerta de salida del centro comercial. Claro, para que compres. Es una estrategia comercial que da muy buenos resultados, por supuesto. Sobre todo, con compradoras compulsivas como yo. Si no, ¿de qué?

Pues bien, como era lógico y normal, también compré allí. Sí, sí, os estoy hablando de la tienda Kiko.

 
"Sé lo que quieras" reza su lema. Aunque yo más bien diría "buy what you want" o, lo que es lo mismo, "compra lo que quieras" pero gastando, claro, y cuanto más dinero mejor.
 
En esta tienda también tuve una mochila en la espalda, es decir, a una empleada pisándome los talones continuamente. Que un poco más y me la llevaba en brazos (y bien a gustito que iba a estar la muchacha).
 
 
En fin. En primer lugar, opté por una crema exfoliante para manos y pies de 75ml hecha a base de piedra pómez que olía super bien. Me costó 5,90€, así que espero resultados realmente sorprendentes. Deciros que a mí me la tuvieron que sacar del almacén porque se estaba vendiendo como rosquillas y en su stand estaba agotada, así que deduje que la citada crema tenía que ser lógicamente buena. Ya os comentaré los resultados.
 

Animada con las exfoliaciones y sumergida en el mundo de la hidratación y el cuidado de mi piel, me animé a comprar un desintoxicante hecho a base de "matorrales elásticos", o al menos eso reza el letrero de la caja (curiosa descripción). Pero no me llamó eso la atención, sino el color azul-verdoso de la crema y su olor. El frasco me costó 9€ y vienen unos 300 gramos. ¡Estoy deseando probarlo y esta crema sí que promete!
 
¡Yo froto tu espalda! ¡Tú frotas mi espalda! Lararaaaaaaaaaaa Lararaaaaaaaaaaa
 
 
Enamorada de los gloss y siendo una auténtica fan de ellos (pero fan, fan. Puedo tener fácilmente más de veinte gloss en mi tocador), opté por comprarme éste con un extra en volumen y brillo. Quedaban pocos tonos disponibles y pensé que este tono podía combinarlo muy bien con pintalabios de diversos colores. Habrá que probarlo. Su precio original era de 5,90€ y me costó 2,90€. Aunque me pareció un poco carete, quise arriesgarme y probarlo. Total, era un gloss. ¡Y los gloss todos valen!
 
 
Sí, sí, sí. ¡¡Es el colorete Rock Attraction "Crossroad pink" 03!! Precioso, colorido, alegre, versátil. ¡Lo tiene todo! Son una apasionada de los coloretes, así que deduzco que éste no va a defraudarme en absoluto. Sin embargo, ya os iré mostrando los resultados. ¡Qué nervios! Y era el último que quedaba en este tono... (incluido en almacén).
 
 
Y, para dar un toque de brillo a mi tez, opté por este colorete Rock Attraction "Pearly Rock" 01. Nada de las típicas perlas. Normalmente suelen broncear u oscurecer la piel, y yo sólo quería un producto que iluminara. No lo he probado nunca, así que no sé si me gustará el resultado para lo que tengo en mente. El precio de cada colorete era de 4€, así que yo creo que la compra fue buena.
 
Eso sí, os aseguro que me hubiese llevado un montón de cosas más, pero mi Pepito Grillo particular ya estaba gritándome al oído. Y no era plan de quedarme sorda o de que él muriera afónico (pobre).
 
¡¡Nos vemos en la próxima!!
 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario