miércoles, 14 de enero de 2015

Novelas chick lit

 
Para quien no lo sepa, la novela chick lit es un género dentro de la novela romántica que, actualmente, está en pleno apogeo. Es un tipo de literatura narrada generalmente por muchachas jóvenes, normalmente solteras y que trabajan. En ellas, hablan sobre temas denominados "tabú" de una manera fresca, natural e incluso divertida.
 
Últimamente me he puesto a pensar en este tipo de género literario y en la cantidad de personas (masas) que lo engullen, normalmente mujeres (si no todas).
 
Y he llegado a una conclusión: las mujeres siempre, siempre, siempre, soñamos, ansiamos, esperamos, anhelamos y buscamos el príncipe azul. Modernamente hablando: el hombre perfecto.
 
 
Yo, y hablo en primera persona, soy la primera que he devorado este tipo de libros desde muy pequeña. Ni si quiera puedo contar la cantidad de libros que tengo de este género (tengo incluso cajas en el trastero). Los colecciono como el más preciado tesoro, y los leo y releo sin poder evitar soñar con esos descritos galanes de cuerpos fornidos y ojos hipnotizadores que anhelan y buscan una mujer que rezo para que no encuentren nunca (por supuesto, la encuentran. Siempre. ¡Panda de...!).
 
Sí, lo sé. Estoy loca. La vida real no es así (al menos, no exactamente). Pero esos libros tienen algo que te empujan a desear estar ahí, dentro de ellos, formando parte de ellos.
 
Quizás sean los temas "tabú" (en mi casa eso no ha existido nunca, así que en mi caso será otra cosa) los que consiguen atraparte sin remedio. O quizás sea la narrativa fresca, natural, atrayente y completamente descriptiva de las escritoras la que consigue empujarte dentro de la trama. No lo sé. El caso es que desde la primera página estás ahí: conociendo al mismísimo señor Grey, saliendo de fiesta con la estancada Valeria o sorprendiéndote con el audaz carácter de Lola. Y sus vidas te enganchan. ¡Y cómo lo hacen! En cuestión de horas te has alimentado de una novela que has terminado y, con los ojos inyectados en sangre, estás suplicando más (exigiendo, más bien).
 
 
Yo no puedo evitarlo (tampoco quiero). Me gusta leer. ¡De todo! Me encantan las novelas policíacas (eso lo llevo en la sangre), las de suspense e incluso las de terror. Pero las que me enamoran, las que hacen que quiera desear más, son las novelas chick lit (¿qué tendrán?).
 
En mi familia (quizás en otras también), a este tipo de género siempre se le ha llamado "novela rosa" (anda que no he tenido sobrenombres debido a la afición por este tipo de lectura). No sé si el género es el mismo o es que son dos géneros completamente diferentes. De ser así, la novela chick lit tiene mucho de novela rosa y la novela rosa de chick lit. Así que yo a ambas las llamo igual: "mis niñas".
 
 
Y no, por favor, no cometáis el error de encasillarme (a mí o a todas las lectoras apasionadas del chick lit) en el papel de cursis, "resabiás" o salidas. Porque, si nos encasillamos por lo que leemos, ¿qué somos? ¿Asesinos si nos gustan las novelas policíacas? ¿Payasos con cuchillos si nos gustan las de terror? ¿Impersonales si nos gustan las biografías de personajes populares? ¡Por favor!
 
No os quiero entretener más, así que os animo a leer (si es que no lo habéis hecho ya) los siguientes libros y sus sagas:
- 50 sombras de Grey. E.L. James.
- En los zapatos de Valeria. Elisabet Benavent.
- No sin Lola. Eva Martínez.
- El mercado está fatal. Alena KH.
 
Eso sí, también podéis esperar la película. La primera llega pronto (tendría delito, oiga).
 
 

4 comentarios:

  1. Hola! Os recomiendo la saga valeria! Yo me la leí en dos semanas! Engancha muchísimo.
    Me gustaría que te pasases por mi blog para que me dijeses qué te parece, estoy escribiendo una novela de amor y la subo por trozos! Gracias.
    Hoynocuenta.blogspot.com.es

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Zeyers,
      Escribir una novela a "trozos" o fascículos es una idea apasionante. Es más, yo misma pensé en hacer algo parecido.
      Sin embargo, el desafío es muy difícil pues, con cada capítulo, tienes que jugar con la intriga, el "enganche" y las ganas de más en el lector. Desde luego, es un reto muy ambicioso.
      Ánimo con tu blog y nos vemos.
      Un abrazo
      Pilar

      Eliminar
  2. https://mialunawordpresscom.wordpress.com/2015/12/13/capitulo-1/

    ResponderEliminar
  3. Hola Mira Luna,
    He leído lo que promete ser el capítulo 1 de tu primera novela. Decirte (seré lo más franca posible) que el argumento me ha gustado, aunque la forma de expresar determinados pensamientos o hechos es algo enrevesada e, incluso, confusa.
    Yo no soy ninguna experta pero te recomendaría que te bajaras un programa que reprodujera lo que escribes a voz natural para que tú misma te dieses cuenta del efecto que producen tus palabras al ser leídas. Incluso, puedes pedirle a alguien de confianza que lo lea en voz alta delante tuya.
    Por lo demás, ánimo. Escribir un libro no es tarea fácil. Necesita tiempo, dedicación y muchas, muchas, muchas ganas que, al parecer, de eso no te faltan, jajajaja
    Un beso enorme y muchas gracias por leerme.
    LadyCapriccioas

    ResponderEliminar